lunes, 4 de mayo de 2015

ZUGARRAMURDI




ZUGARRAMURDI. OSTIRALA 1-5-2015
Amanece lluvioso y suave
como una caricia.
Ladrando,
vienen a saludarme dos perros,
uno blanco y otro pinto.
Las brujas duermen,
sonríen las campanas de la iglesia;
han hecho un pacto de no agresión.
Algunos jilgueros cantan.
En la cocina, la abeja reina,
pugna por salir...
le abro la ventana, sale volando.
El silencioso desayuno, se ríe en euskera,
y en el café del pueblo, me saludan en francés...
Cosas de frontera,
lenguajes afables, que dan los buenos días,

No hay comentarios:

Publicar un comentario